• slidebg1

Apps empresariales, tendencias en desarrollo


Nos preguntan cuáles son las tendencias de las Apps para los próximos años, y la realidad es que, últimamente, las Apps empresariales están en Auge.

Algunas verticales de negocio, especialmente en torno a la salud, la automoción, las empresas de pagos o más conocidas como Fintech, son ejemplos interesantes de cómo algunos sectores tradicionales se están modernizando.

En concreto, la integración  de las aplicaciones móviles con las IoT o "Internet de las cosas", es uno de los ámbitos en los que las empresas han comenzado a experimentar y será tendencia en 2016, modernizando sus infraestructuras y renovando sus procesos y servicios. La puesta en marcha y retorno de la inversión de estos proyectos, es no obstante incierta y los expertos aseguran, que es una buena práctica aprender de la experiencia obtenida durante los últimos años, mediante la adopción y puesta en marcha de sistemas basados en Apps móviles, teniendo en cuenta, que tanto el desarrollo como el mantenimiento de los mismos, no es una tarea trivial, y que para conseguir el éxito, es imprescindible contar con empresas especializadas.

Otra tendencia en la empresa, es el desarrollo de Apps para Tablet. A pesar de que la venta de dispositivos en formato tablet, está decreciendo, el tablet sigue siendo una herramienta imprescindible en la empresa. Equipos comerciales, técnicos o ingenieros de soporte, basan actualmente gran parte de su trabajo en aplicaciones corriendo sobre una tablet, obteniendo la versatilidad de una pantalla grande, la comodidad de un dashboard, de un sistema de introducción de datos cómodo, y la ligereza y movilidad del dispositivo, frente a los arcaicos sistemas tradicionales.

Gran parte de empresas, han transformado ya sus CRM, ERPs, Catálogos de productos o incluso desarrollado un sistema de Mobile commerce, que ha cambiado la forma de trabajo de sus empleados, disminuido costes de infraestructura agilizando los procesos y aumentando las ventas. No es baladí, la afirmación de Gartner, que ha predicho que para 2020, más del 40% de las organizaciones de ventas, trabajarán de forma totalmente exclusiva mediante tecnología móvil.

Por otro lado, todo lo relacionado con tecnología Wearable, está de moda. Desde pulseras y relojes, hasta camisetas, chaquetas y otros dispositivos. El hecho de poder integrar sensores, servicios, y poder estar permanentemente comunicados con el usuario, abre las puertas a un gran campo de negocio por explotar, permitiendo tomar decisiones frente al usuario en tiempo real y alertándole mediante notificaciones.

Otro sector en auge, y uno de los de mayor potencial de crecimiento, es el mobile commerce. Tras el éxito que está experimentando el e-commerce tradicional en los últimos años, el siguiente paso natural, es el mobile commerce. Los que ya lo han dado, están obteniendo cifras espectaculares, y es que la posibilidad de tener datos personalizados de cada uno de tus usuarios o compradores, es de vital importancia para mejorar las ventas, impulsadas por un mejor conocimiento de cada perfil de usuario y la posibilidad de crear ofertas , ventas cruzadas o programas de fidelización adaptados a cada uno de ellos.

En resumen, las empresas, parece que se han dado cuenta que el futuro de su negocio pasa por modernizarse y aplicar las nuevas tecnologías, en especial basadas en aplicaciones móviles, y esto es algo que no es sencillo de poner en marcha, al menos al nivel de diseño, excelencia, rendimiento y soporte que necesitan estas Apps de tipo empresarial. Un buen equipo de desarrollo móvil, necesita imperativamente un buen arquitecto software, un buen equipo de diseño, desarrolladores expertos en cada plataforma, y en la mayoría de los casos, un experto en tecnología de servidor (Backend y servicios Saas), necesarios para que las Apps funcionen correctamente.

Es por tanto, que es cada vez más importante contar con equipos y empresas especializados, con experiencia y que ofrezcan la garantía de que tienen la capacidad de llevar a cabo este tipo de proyectos. Empresas que en definitiva se conviertan en un socio tecnológico, compartiendo los objetivos de la empresa,  más que un simple proveedor de servicios.        

Públicado el 09/02/2016

Comparte este post:

CATEGORÍAS: Actualidad Desarrollo Noticias